Saltar al contenido

¿Desaparecerá el Outsourcing?

¿Desaparecerá el Outsourcing?

Por: Mónica Fragoso Maldonado

En esta ocasión, me gustaría comentarles un tema de gran relevancia en nuestro país, que recientemente logró un acuerdo extraordinario: una negociación entre diversos sectores involucrados. Este fue relativo al “Outsourcing”.

El outsourcing es un término en inglés que se utiliza para que una empresa delegue algunas funciones a otra o equipo especializado para aumentar la producción, acceder a mejores tecnologías y abaratar los costos dentro de la organización. En resumen, es una alternativa llamativa para los empresarios y emprendedores, cuando están buscando reducir sus gastos en operación y rutinas para mejorar su rentabilidad.

La principal ventaja que los empresarios vieron en el outsourcing o subcontratación, fue principalmente la reducción de sus gastos no pagando impuestos, no dando prestaciones a sus trabajadores, no gastando en oficinas para los mismos y mucho menos en su capacitación.

La realidad, es que esto aparentemente generó un gran beneficio a las empresas, pero a la larga comenzaron los problemas. Las personas contratadas no tenían ningún respaldo laboral, ni beneficios a largo plazo y los que se beneficiaron en costos se dieron cuenta que entregaban información a un tercero, que al rato era su competencia y como no tenían relación directa con los empleados, no había manera de generar lealtad a la misma.

Por lo anterior, mucho estuvimos en contra de esta figura, que lejos de traducirse en un beneficio para los implicados, se tradujo en serios problemas legales, fiscales y sociales. A raíz de ello, en diversos foros, reuniones, artículos etc. nos pronunciamos en favor de una reforma que fue presentada por el Ejecutivo Federal en el mes de noviembre del año 2020.

En diciembre del 2020, se suscribió en Palacio Nacional el acuerdo tripartito para terminar con el outsourcing y fue cuando a partir de ese momento, se discutieron con los sectores involucrados la iniciativa de reforma y los posibles efectos que traería la misma. Después de tres meses de diálogo, de mesas de trabajo y foros en los que se lograron contener todas las preocupaciones de los sectores involucrados, se incluyeron los acuerdos con los diversos sectores, que serán entregados a la Cámara de Diputados para que, en su caso, puedan ser considerados por los legisladores, para la aprobación de la reforma.

Es sin duda, este, un gran ejercicio de concentración en diversos puntos de vista, punta de lanza y ejemplo a seguir para replicarse en varias materias Su valor estriba en que este modelo, ayuda a la construcción de un mejor país, utilizando el dialogo, la diversidad de puntos de vista y la participación de los sectores involucrados en ello.

¡Enhorabuena!

Categorías

Colaboraciones

callejoninformativo Ver todo

Información, Opinión y Análisis

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: